Curso de Otoño 2015: Cocinatura

En este curso proyectaremos un paisaje arquitectónico pensado para experimentar una cocina singular y de calidad.

 

La innovación de la cocina contemporánea se nos ofrece hoy como fuente de inspiración para generar una arquitectura en la naturaleza.

 

Si abandonamos por un momento la clásica concepción antropocéntrica de nuestra existencia podemos constatar que los humanos somos tan solo un eslabón del ciclo de la vida en el interior de múltiples ciclos productivos y energéticos. Los alimentos, que permiten nuestra supervivencia, han evolucionado en las diversas culturas y civilizaciones a lo largo de los tiempos según nuestro hábitat, en los más diversos ecosistemas, que han configurado cada modelo de supervivencia, producción y cultura local.

 

La naturaleza está ligada a procesos agrícolas, ganaderos y de producción de energía en interdependencia con las organizaciones del hábitat humano… Con todo, plantearemos proyectos inmersos en distintos tipos de paisajes productivos, sometidos a ciclos climáticos y a una economía de la tierra propios.

 

El curso constará de dos partes. Comenzaremos con un ejercicio corto que consistirá en diseñar un cubículo, artefacto o vehículo en el que cocinar y servir alimentos de distinto tipo: helados, fast food, puchero de la abuela, chocolate con churros, pizzas, etc. Será una arquitectura desmontable y nómada capaz de desplazarse y establecerse alternativa y temporalmente.

 

El ejercicio central del curso será la creación de una arquitectura y un paisaje que acoja a las personas en las tareas de generación, recolección, elaboración y consumo de los más variados nutrientes.

 

En el aula se trabajará con diversos paisajes de alto valor y carácter. Basándose en una investigación previa sobre todo aquello que rodea el acto de alimentarse y que contempla la naturaleza, la cultura, la energía, la tradición, las influencias, etc. el proyecto habrá de constituirse como un entorno que abarque por una parte los más elementales espacios cotidianos, y por otro los más insólitos lugares donde vivir una experiencia sensorial de carácter excepcional.

 

Perseguiremos la creación de una experiencia vital memorable. Una mediación entre el cuerpo y la naturaleza donde entender el proyecto no sólo como la creación de un medio alternativo donde producir y consumir alimentos, sino también como una afirmación ecológica y política. Una experiencia iniciática mediante una cuidada relación entre naturaleza, arquitectura y las atmósferas que contiene.

Creatividad, sensibilidad e innovación irán de la mano en la arquitectura y la cocina en el medio natural.