Grupo de investigación de Crítica Arquitectónica ARKRIT / dpa / etsam / upm

Entérate de todo

Sobre ARKRIT

El Grupo de Investigación ARKRIT se dedica al desarrollo de la crítica arquitectónica entendida como fundamento metodológico del proyecto. El ejercicio crítico constituye el principal gestor de la acción proyectual hasta el punto de que puede llegar a identificarse crítica con proyecto.
Si se considera que el objeto de la crítica no es el juicio de valor sino el estudio de las condiciones propias de cada obra, en relación a otras obras de arquitectura, en relación a otros campos del conocimiento y en relación a otras posibles teorías alternativas, podemos obtener de ella una imagen final flexible y abierta que permita tanto su comprensión veraz como la apertura a nuevos caminos en el curso de la arquitectura.
El Grupo de Investigación ARKRIT se constituyó en 2008 bajo la dirección del catedrático de Proyectos Arquitectónicos D. Antonio Miranda Regojo-Borges y, además de proyectos de investigación, entre las actividades del grupo se encuentra la dirección de tesis doctorales, así como una participación activa en el máster de Proyectos Arquitectónicos Avanzados (MPAA) desde el Laboratorio y el Taller de Crítica y coordinando numerosos Trabajos Fin de Máster.

Dónde estamos

ARKRIT - GRUPO DE INVESTIGACIÓN DE CRÍTICA ARQUITECTÓNICA

Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Madrid
Departamento de Proyectos Arquitectónicos
Avenida Juan de Herrera 4
Ciudad Universitaria 28040
Madrid - España

E-mail: arkrit@arkrit.es

19. Kitsch, vanguardia y el arte por el arte

19_KitschVanguardiayelArteporelArte
  • isbn

    9788472230118

  • award_image



Algunos filósofos alemanes, como Hermann Broch (1886-1951) y Ludwig Giesz (1916-1985), fueron los primeros en dedicarse al estudio del interesantísimo fenómeno del mal gusto, de la cursilería y vulgaridad que nos rodea y en darle el nombre de kitsch que, ahora, la crítica estética del mundo entero ha adoptado.

Pocos eran los que hablaban de kitsch cuando Hermann Broch escribió en 1933 Kitsch y arte de tendencia. Es uno de los primeros intentos de definir, o por lo menos, de aclarar este concepto en el arte.

Quien en arte se limita a buscar solamente nuevas esferas de belleza, crea sensaciones, no arte. El arte está hecho de intuiciones de realidad y sólo gracias a dichas intuiciones la realidad se eleva por encima del kitsch”.

Más tarde, en el invierno de 1950-51 Broch empieza una conferencia sobre el tema, Notas sobre el problema del kitsch, diciendo: “No esperéis definiciones rigurosas y claras. Filosofar es siempre un juego de prestigio con las nubes, y la filosofía estética no escapa a esta regla”.

En el ensayo James Joyce y la época actual, Broch se sirve del Ulises para analizar por qué y cómo una obra de arte deja de ser el simple reflejo del “espíritu de su época” para penetrar en el desarrollo de la cultura posterior con anticipadora realidad, probando así, a pesar de su difícil comprensión, su supervivencia histórica, su capacidad de vanguardia.

Siempre ha existido un ideal de “arte por el arte”. Todo artista y aun todo artesano honesto contrajo y contrae compromisos con él. No se podía hallar en algo místico. Por el contrario, es una actitud completamente racional…” comenta Broch en El arte a fines del siglo XIX y su no-estilo. Este es un estudio de los mecanismos que provocan una situación de conflicto hostil y violento entre el auténtico arte por el arte y la sociedad burguesa.

La detección del mal en una de sus formas más melifluas y persuasivas. De haber llegado a tiempo a los oídos de Haddid o Gehry gran parte de las mamarrachadas contemporáneas nos las habríamos ahorrado.

“La exigencia ética del artista, como siempre, es producir “buenas” obras y sólo el diletante y el productor de kitsch producen su obra buscando la belleza”.

Puro ácido clorhídrico contra la facilidad_debilidad mental.


País: Austria
Año: 1933 | Categoria: Metodología
FacebookTwitterGoogle+LinkedInEmailCompartir